Estudio de la cinognosis y zoognosis canina

Actualizado: 18 oct 2021


Por. Gabriele Pettinaroli


CINOGNÓSTICA - ESTUDIO DEL PERRO

La cinognosis, según la etimología de la propia palabra (cino = perro; gnóstica = conocimiento; conocimiento de lo que se ve desde el exterior) nos enseña a evaluar las razas caninas a partir de su fenotipo, es decir, de sus caracteres externos morfológicos y fisiológicos para establecer en cada raza el mejor aprovechamiento y el máximo rendimiento, por lo tanto, la evaluación morfológica sólo tiene en cuenta los caracteres externos (de construcción), mientras que la evaluación funcional sólo toma en cuenta los caracteres fisiológicos manifiestos.


Cuando tenemos que examinar a los sujetos como reproductores, es esencial completar el estudio de la función morfofuncional con la genotípica, es decir, considerar la fórmula hereditaria tanto a través de los ascendientes como de los descendientes, por lo tanto, un buen juez será aquel que tenga un profundo conocimiento del estándar, un espíritu crítico y mucha práctica, sabiendo evaluar con absoluta certeza a un perro desde su conformación externa, así como tener un profundo conocimiento de la anatomía, fisiología, cinética y mecánica física, para poder dar explicaciones a los competidores, porque si falta este estudio, un juez no sabría dar el valor adecuado a ciertos méritos y defectos, razón por la cual también debemos estar preparados teóricamente.


CONCEPTO DE BELLEZA

¿Qué se entiende por belleza en la cinognosis?

Desde el punto de vista estético decimos que todo es bello y que, a través de nuestros sentidos, alegra nuestro espíritu. Desde el punto de vista de la técnica canina, la belleza se identifica con la utilidad. Por lo tanto, un perro es bello sólo cuando responde a los propósitos para los que fue diseñado; es decir, bello y útil son sinónimos.


Tenemos algunos tipos de belleza, pero los que nos interesan básicamente son cuatro:


1) Belleza convencional

Está dictado por la moda y por ende tiene muy poca importancia para nosotros.

Mira: variedad de colores, cortes de cola y orejas, aseo.


2) Belleza armónica

Estudia la exactitud de las proporciones de las partes individuales: tamaño de los perfiles y proporciones diametrales. [Formato = proporción estatura = masa (peso y volumen) = molar]. Con respecto al formato, tenemos tres gradaciones fundamentales - Pequeño- Mediano- Grande, luego sus subdivisiones- Muy pequeño- Mediano- Grande- Muy grande (Basset entre los muy pequeños).


3) Adaptación de la belleza al trabajo

Consiste en la armonía de las partes individuales, de sus formas externas con las funciones zootécnicas según la raza a la que el sujeto ha sido destinado.

De hecho, si juzgáramos al perro Dashunt (salchicha) desde un punto de vista estético, tendríamos que concluir que tal perro es feo y sin armonía, pero desde un punto de vista funcional se vuelve bello para el trabajo a que fue destinado.


4) Psíquico y moral.

¿De qué serviría un sujeto muy bien construido si al primer ruido empezara a huir? Surge entonces este cuarto y más importante concepto de belleza, que existe casi exclusivamente para las razas de perros y que es sin duda el más importante, porque un perro puede ser útil al hombre sólo a través de un buen carácter. Teniendo en cuenta que también se puede ser bueno (largo) en los dos primeros conceptos, hay que ser muy estricto en el tercero; ya que es preferible un sujeto M.B. (Muy Bueno), pero correctamente equilibrado, a un sujeto alterado psíquicamente.


En conclusión, debe ser examinado bajo tres puntos de vista:

  1. El lado estético (agradable para nuestros sentidos cuando -por ejemplo-, vemos un hombro bonito).

  2. Lado funcional (un bello hombro, inclinado correctamente, permitirá cubrir diferentes terrenos).

  3. El lado psíquico moral.


VENTAJAS

Por mérito se entiende la perfecta adaptación de una región en relación con una función determinada. No hace falta decir que el conjunto de los méritos de las diferentes partes del sujeto constituye la belleza del propio sujeto.


Los méritos pueden ser absolutos o relativos:


-Absoluto- Requerido en todas las razas sin tener en cuenta su uso zootécnico o funcional (por ejemplo, riñón corto- corvejón ancho- pecho profundo- espalda sólida- grupa larga).


-Relativos- Requerido para razas particulares. Ver por ejemplo el metacarpo (diferente entre trote o galope); la espalda (diferente entre Galgo y P.T.); los ángulos, etc.


DEFECTOS

Es lo opuesto al mérito, es decir, cuando una región del cuerpo se construye de forma diferente al propósito para el que el perro fue concebido.


Los defectos también pueden ser absolutos o relativos:


Absolutos: (riñón largo- corvejón delgado- huesos ligeros);

Relativos: (más o menos graves según la raza).


Los defectos pueden ser todavía:

- Congénitos (transmisibles).

- Adquiridos (difíciles de transmitir).


VICIOS

El vicio es de carácter psíquico y, por consiguiente, siempre transmisible, por lo tanto muy grave. El vicio entra en el concepto de belleza psíquica del que ya hemos hablado.


TARA

La cizaña es cualquier alteración de la piel (cizaña blanda) o de los huesos (cizaña dura).


-Cizaña blanda- son inflamaciones de los sacos mucosos (higromas) que se notan en la punta del codo, de las nalgas y los corvejones. Debemos considerar poco estos defectos si la belleza estética está comprometida, y mucho si la función está afectada.


-Los defectos duros son raros, a menos que sean el resultado de actos quirúrgicos (fracturas, amputaciones) o que formen parte del cuadro patológico muy grave del raquitismo.


Por lo tanto, resumiendo:


a) El juez que reconoce el mérito absoluto de un sujeto pone de relieve las condiciones anatómicas y fisiológicas; la consideración de un mérito relativo demuestra haber percibido con exactitud el trabajo al que el sujeto ha sido seleccionado y destinado.


b) Al considerar los defectos, el juez, para dar un valor justo, debe tener ideas claras sobre la herencia o no de éstos. Esto tiene un gran valor porque de su juicio saldrá la directiva correcta en la aceptación o rechazo de los sujetos para la crianza.


c) Sabiendo en cambio valorar correctamente los vicios (siempre hereditarios) el juez demuestra conocer bien el valor de la belleza psíquica.


PROPORCIONES



Actualmente, a la luz de las mediciones realizadas en animales vivos, no parecen corresponder completamente a la realidad. Especialmente en lo que respecta a los ángulos formados por la escápula y el húmero con el horizontal, hoy en día se considera más probable que los valores sean unos grados más amplios (49° y 55° respectivamente).

a - c = altura a la cruz a - b = longitud del tronco igual a 11/10 de a - c


Principales regiones


VERDE

  • Garrese: cruz

  • Dorso: espalda

  • Lombi o reni: lomo o riñón

  • Groppa: grupa

  • Coscia: muslo

  • Gamba: pierna

  • Punta del garreto: punta del corvejón

  • Tarso: tarso (miembro posterior)

  • Metatarso: metatarso (miembro posterior)

  • Piede: pie (miembro posterior)

  • Ginocchio: rodilla

  • Grasella: Ijares

  • Fianco: tórax

  • Gomito: codo

AZUL

  • Stop: depresión naso-frontal

  • Tartufo: trufa

  • Spalla: hombro

  • Braccio: brazo

  • Petto: pecho

  • Avambraccio: antebrazo

  • Carpo: carpo (miembro anterior)

  • Piede: pie (miembro anterior)

  • Metacarpo: metacarpo (miembro anterior)




CABEZA

Estudio de perfiles.


Todas las razas del mundo pueden ser encerradas en tres perfiles generales:


RECTILÍNEO U ORTOIDE.

CONCAVILÍNEO O CELOIDE.

CONVEXILINEAL O CIRTOIDE.


El comportamiento de los ejes longitudinales superiores del cráneo y del hocico determinan entre ellos el “paralelismo”, la “convergencia” y la “divergencia”. Estos son los datos más importantes para determinar la raza a la que pertenece un perro.


BOCA

El hocico visto de frente puede ser cuadrado, más bien cuadrado muy ancho, estrecho o puntiagudo.

CARAS LATERALES Y LABIOS

Las caras laterales son paralelas en un hocico cuadrado y convergen en un hocico puntiagudo.


SUBDIVISIÓN DE LAS RAZAS

Las razas de perros se dividen en cuatro grupos:

  • LUPOIDES.

  • BRACOIDES.

  • MOLOSOIDES.

  • GRAIOIDES.


De cada grupo debe considerarse la estatura y el tamaño.

  1. Gran estatura- altura a la cruz más allá de 65 cm.

  2. Estatura media- altura a la cruz de 40 a 65 cm.

  3. Estatura pequeña- altura a la cruz de 20 a 40 cm.


LUPOIDES

Cabeza de forma piramidal- horizontal, orejas generalmente rectas, hocico estrecho y alargado con pequeños labios, de los cuales los superiores no sobrepasan la base de las encías inferiores.


BRACOIDES

Cabeza prismática con un hocico muy ancho, tanto en la base como en las extremidades, orejas caídas, labios largos y caídos, de los cuales los superiores van más allá del nivel de la mandíbula inferior.


MOLOSOIDES

Cabeza grande y redonda- orejas pequeñas y caídas, hocico corto, labios largos y pesados, cuerpo fuerte y masivo.


GRAIOIDES

Cabeza en forma de cono, cráneo estrecho, pequeñas orejas llevadas hacia atrás o rectas, hocico largo y delgado en todos los sentidos, labios cortos y cerrados, cuerpo delgado, huesos ligeros y vientre muy retraído.

OJOS

Cada raza tiene su propio aspecto particular. Podemos tener: un ojo profundo y luminoso, húmedo y dulce como en ciertas razas (Bracco Italiano, Cocker Spaniel, Spinone Italiano, Pastore Bergamasco, etc.); el ojo de rayo del Pointer, que es fijo y dominante; la mirada indirecta del perro temeroso o salvaje. El ojo abierto de la mirada franca y segura que da una fisonomía al perro, una expresión de inteligencia, lo encontramos en el Pastor Alemán.


La posición de los ojos es de gran importancia, ya que cada raza tiene su colocación propia, particular, misma que puede ser frontal, subfrontal, semilateral, lateral y ultralateral.


La posición se deduce midiendo el ángulo determinado por el eje de los párpados (éste pasa del ángulo temporal del ojo, al ángulo nasal) con el eje longitudinal medio de la cabeza.


Frontal: cuando el eje palpebral determina con el eje medio un ángulo ligeramente inferior a 90° y será más frontal si este ángulo se aproxima al ángulo recto. Se encuentra en las cabezas con depresión acentuada de la nariz y el frente (braquicefálica).

Subfrontal: aquí el eje palpebral con el eje medio determina un ángulo de 10° a 15° (Pointer, Irish Setter).

Semilateral: el ángulo es de 20° a 30° (Pastor Alemán, Setter Inglés y Bracco Italiano).

Lateral: el ángulo es de 35° grados (Collie, Northern Dogs).

Ultralateral: cuando el ángulo es de 40° (galgos rusos, perros nórdicos).


La forma del párpado está relacionada con la posición del ojo, que será redonda si es frontal, ovalada si es subfrontal, mientras que se vuelve cada vez más almendrada si es lateral o ultralateral.


Los ojos que están demasiado juntos le dan al perro estrechos senos frontales, así como un reducido pasaje nasal. Esta conformación, además de ser un defecto, le da un aspecto feo al sujeto.


Los párpados tendrán una abertura ovalada o redonda, dependiendo de la raza. El párpado superior es más curvo que el inferior; en algunas razas el párpado inferior es casi una línea horizontal.

Los párpados deben estar bien adheridos al globo ocular, no presentar entropión (vuelco dentro del margen del párpado), ni ectropión (vuelco fuera del margen del párpado). Entropión: es causa de la conjuntivitis y queratitis, motivadas por el roce de las pestañas con el ojo. Ectropión: es la causa de la inflamación, ya que deja la conjuntiva al descubierto y así facilita los depósitos de polvo; ambos defectos son transmisibles.


Los párpados llevan en su borde libre las pestañas que sirven para proteger el ojo. Las pestañas son escasas y más cortas en el párpado inferior. Los márgenes de los párpados deben ser pigmentados y su tono puede ser negro, marrón, negruzco o de color carne.

La despigmentación de los párpados, dependiendo de la intensidad, lleva a un defecto de descalificación.


DIENTES

Dependiendo de la forma de la cabeza, las razas de perros se clasifican en:


Dolicocéfalo, con cabeza larga y delgada (por ejemplo, galgos y Dobermann).

Mesocefálico, con cabeza de longitud y anchura media (75 % de los perros).

Braquicéfalo, con cabeza corta y ancha (por ejemplo, Pequinés, Pug, Bóxer, Bulldog Inglés).


La forma de la cabeza condiciona la posición de los dientes y en consecuencia afecta sus relaciones mutuas.


Los perros nacen sin dientes. La erupción de los dientes deciduos (de leche) comienza alrededor del 20 a los 25 días de edad y se completa alrededor del día 35. Los incisivos centrales, los incisivos intermedios y los caninos son los primeros en aparecer, seguidos por los incisivos laterales y luego los premolares.


En este punto los dientes de leche están completos y consisten en 28 piezas:

  • 6 incisivos.

  • 2 caninos.

  • 6 premolares.

Para la mandíbula y el mismo número para el maxilar.


Casi todos los dientes de leche se parecen a sus sucesores permanentes, excepto que son más pequeños y afilados. En los dientes de leche, el proceso de absorción comienza casi inmediatamente después de que emergen.


Los primeros dientes permanentes que emergen, a la edad de tres meses y medio, son los incisivos, seguidos de los premolares y caninos y finalmente los molares, de modo que a la edad de seis meses el perro tiene la fórmula dental definitiva y completa, que consiste en:

  • 3+3 = 6 incisivos.

  • 1+1 = 2 caninos.

  • 4+4 = 8 premolares.

  • 2+2 = 4 molares.

  • Para el maxilar.

Y de:

3+3 = 6 incisivos destinados a cortar, morder y a trabajos delicados; tienen una sola raíz.

1+1 = 2 caninos para agarrar y desgarrar; tienen una sola raíz.

4+4 = 8 premolares para cortar, agarrar, cortar; tienen una, dos o tres raíces.

3+3 = 6 molares para moler; tienen una, dos o tres raíces.

Para la mandíbula (también llamada mandíbula inferior) para un total de 42 dientes.

De la comparación entre las dos tablas (dientes de leche y dientes permanentes) se deduce que en los dientes de leche faltan los diez molares y los cuatro P1 (primer premolar).